El 18 de octubre de 1950, un día después del aniversario del Día de la Lealtad, el presidente Juan Domingo Perón inauguró el edificio destinado a sede de la CGT que fuera donado por la Fundación Eva Perón, y se encuentra en la calle Azopardo al 800. El edificio de la CGT tiene un subsuelo, planta baja y 6 pisos, además de una torre sobre la cual se erige un cartel con las siglas de la central obrera con la bandera argentina detrás, y que se puede ver a la distancia: todo un gesto simbólico.
El salón principal lleva por nombre el del primer desaparecido: «Felipe Vallese», y se encuentra en el 1º piso. En el 3º piso está la Biblioteca para Obreros Eva Perón, en el 4º está el salón de reuniones del Consejo Directivo, y en el 5º está el salón «José Ignacio Rucci». La sede de la CGT fue declarada Monumento Histórico Nacional mediante el decreto 1233 del año 2007 haciendo gala del ejemplo que nuestro país es en materia sindical. Actualmente la Confederación General del Trabajo cuenta con unos 2.5 millones de afiliados, conviertiéndola en una fuerza política de las más grandes.
Viva el Movimiento Obrero Organizado! Viva la C.G.T.!
Viva Perón, carajo!